Enviado por Chesscampus el Mié, 20/05/2020

Uno de los pasos más importantes para un jugador de ajedrez es decidir un repertorio confiable que se convierta en su arma de confianza en futuros juegos. Hay tantas cosas que abordar: ¿por dónde empezar?, ¿cómo sé qué apertura es la mejor y la más adecuada para mí?

Además, ¿quieres una opción de apertura sólida o quieres un juego abierto inmediato y agresivo? Todas estas preguntas juegan un papel importante en el proceso de selección y deberás responderlas objetivamente.

Otra dificultad principal en la selección de un repertorio es qué hacer con las piezas negras: parece que las blancas son las que dictan el juego la mayor parte del tiempo y puede ser difícil llevar el juego a su territorio con las piezas negras. Si todavía estás luchando por encontrar una apertura adecuada para el negro, te sugerimos que eches un vistazo a la Defensa Moderna, una apertura de ajedrez hipermoderna que ha ido ganando popularidad lentamente. Aquí hay algunas razones por las que merece tu atención.

1. Grandes aperturas para jugar para ganar con las negras

Lo primero y probablemente lo más importante que debes saber sobre la Moderna es que es una gran apertura si necesitas jugar para ganar con las piezas negras.

Como no hay mucho contacto desde el principio, los intercambios no son tan fáciles de hacer y te permite mantener muchas piezas en el tablero e ir a un juego largo con posibilidades para ambas partes.

2. Puede ser complicado jugar contra ella

Si tu oponente no está muy bien preparado para ello, puede ser difícil para él encontrar una buena disposición sobre el tablero. Se basa en un concepto bastante inusual: el negro no está luchando por el centro-derecha desde el principio, permitiendo que el blanco lo ocupe con sus peones.

Sin embargo, aquí es donde se pone difícil: muchas veces el blanco corre el riesgo de extenderse demasiado, mientras que el negro no tiene ninguna debilidad importante. Una vez que tu oponente ha salido mal y se ha debilitado demasiado, puedes contraatacar y luchar por la ventaja.

3. Es una apertura flexible

Si prefieres tener más opciones de apertura y poder cambiar cuando lo desees, por ejemplo, dependiendo de a quién te enfrentes, esta podría ser la apertura adecuada para ti.

No tiene que aprender dos nuevas aperturas, sino nuevas ideas dentro de la misma. Hay muchas configuraciones entre las que puedes elegir y el blanco debe estar bien preparado para enfrentar cada una de ellas.

4. Es una apertura que conduce a posiciones interesantes y originales que vale la pena explorar

Por supuesto, hay muchos juegos de los que puedes aprender y estudiar los planes, pero también hay mucho espacio para nuevos descubrimientos y puedes encontrar y poner en práctica tus propias ideas. 

5. Es un sistema de baja teoría

Y hemos dejado uno de los mejores puntos para el final: ¡la buena noticia es que tampoco tendrás que aprender demasiada teoría!

En lugar de aprender y recordar movimientos exactos y largas colas de jugadas, tendrás que estudiar muchos juegos, encontrar los planes y comprender las posiciones resultantes. Esta es una gran oportunidad para aprender una nueva apertura y mejorar tu comprensión del ajedrez al mismo tiempo: estudia estructuras, planes y otras ideas típicas de medio juego.

Estas son solo algunas de las razones por las que deberías echar un vistazo a esta interesante apertura y ver si se ajusta a tu estilo. ¡Mira los juegos que juegan los especialistas de estas aperturas, juega con los planes típicos y estamos seguros de que descubrirás otras nuevas razones por las que la Defensa Moderna podría encontrar un lugar en tu repertorio!

Te gustó?
Sin votos (todavía)

Biografías


Publicaciones de invitados